At. al cliente: 932426936 - Teleconcertación: 930502305

El Acuerdo Extrajudicial de Pagos es la primera fase del procedimiento que tiene como objetivo que cualquier persona pueda renegociar o cancelar sus deudas. Este procedimiento lo hacemos amparándonos en la Ley de la Segunda Oportunidad aprobada en el año 2015.

Gracias a la aprobación de esta Ley, ahora no solo las empresas pueden cancelar sus deudas si están en una situación de insolvencia sino que cualquier persona puede acogerse a este mismo procedimiento. La Ley de la Segunda Oportunidad permite que la persona que no puede pagar sus deudas salga de esta situación de endeudamiento. De esta manera dejará de recibir acoso telefónico y podrá volver a tener una vida tranquila.

 

Requisitos para iniciar la Ley de la Segunda Oportunidad

 

El fundamento básico para empezar el procedimiento y poder negociar o cancelar nuestra deuda es declararnos como insolventes. Insolvente es aquella persona que no puede pagar sus deudas por carecer de recursos económicos o que prevé que de forma inminente va a dejar de pagarlas.

Si no estamos pagando nuestras deudas y nos preocupa que nos embarguen o que las deudas sigan aumentando, no nos debe preocupar. Durante todo el proceso las deudas quedan paralizadas. No habrá nuevos intereses ni comisiones durante todo este procedimiento y la Ley protege al cliente para que no se le pueda embargar.

Tenemos que tener al menos dos deudas con dos empresas o personas distintas: préstamos bancarios, facturas de teléfono, proveedores, tarjetas, etc.

La deuda total no puede superar los 5 millones de euros.

No haber cometido ningún delito en los últimos 10 años contra el patrimonio, orden socioeconómico, falsedad documental, contra Hacienda, Seguridad Social o contra derechos de los trabajadores. No debemos preocuparnos si tenemos antecedentes por otros asuntos porque estos no afectan en ningún momento en todo el procedimiento.

 

Primeros pasos del Acuerdo Extrajudicial de Pagos

 

El Acuerdo Extrajudicial de Pagos es una primera fase extrajudicial donde se reúne la persona deudora con las empresas que demandan el dinero para llegar a un acuerdo y renegociar la deuda con unas mejores condiciones para el cliente según su situación económica.

Lo primero que hacemos para llegar a esta reunión es preparar y revisar toda la información necesaria. Luego, el procedimiento empieza cuando entregamos la documentación justificativa del estado de insolvencia del cliente.

Una vez hecha esta documentación, haremos saber a las personas correspondientes que iniciamos el proceso de la Ley de la Segunda Oportunidad. Si el cliente no es autónomo solicitaremos el nombramiento de un notario, designado por el colegio de notarios de la provincia del cliente. Si el cliente es autónomo, lo haremos en el Registro Mercantil o la Cámara de Comercio.

De esta forma se nos designará un mediador concursal, una persona que interviene en las negociaciones entre la persona deudora y las empresas que demandan el dinero para acercar posiciones entre ambas partes y llegar a un acuerdo.

 

Propuesta de Plan de Pagos

 

Desde Abogados por tu deudas, con más de 10 años de experiencia y una buena estrategia acorde al cliente, preparamos una Propuesta de Plan de Pagos que se ajuste a la capacidad de pago del cliente y la hacemos llegar a las empresas con las que hemos contraído las deudas. Esta Propuesta no es una reunificación ni una refinanciación ya que no se agrupan todas las deudas con nuevas comisiones e intereses. Esto es una medida jurídica que solamente la Ley de la Segunda Oportunidad permite, con grandes beneficios para el cliente.

La Propuesta propone la eliminación de parte de la deuda, pudiendo llegar a ser más de la mitad de la deuda. La deuda restante se ajustará a la situación económica del cliente para que vaya pagando hasta un plazo máximo de 10 años. Por lo que grandes cantidades de dinero se reducen considerablemente y lo restante se paga poco a poco, a diferencia de lo que pedían las empresas antes del acuerdo.

Esta Propuesta de Plan de Pagos se revisa y modifica si es necesario en las reuniones con las empresas que demandan el dinero. Si se llega a un acuerdo, el cliente pagará el dinero acordado y su nombre será eliminado de todas las listas de morosidad para que pueda pedir nuevas tarjetas y créditos si así lo desea. Si no se llega a un acuerdo, procederemos a solicitar la cancelación total de la deuda vía judicial.

 

Ejemplo de éxito de uno de nuestros planes de pagos

 

En este ejemplo de éxito, conseguimos cerrar un acuerdo extrajudicial de pago. Esto permitió que nuestro cliente redujera su deuda en gran cantidad y pudieran pagar lo que quedaba en pequeñas cantidades durante los próximos años. Para llegar a este acuerdo, creamos un plan de pago acorde a la situación económica de nuestro cliente.

En este caso, la deuda rondaba los 50 mil euros, lo que les suponía una situación muy complicada con llamadas de acaso. Nosotros hicimos el plan de pagos de forma que nuestro cliente sí pudiera afrontar los pagos. Solicitamos que se le perdonara una parte de la deuda y que la deuda restante se pagara en pequeñas cantidades.

Negociamos con las empresas que solicitaban el dinero. Conseguimos eliminar más de la mitad de la deuda, más de 30.000 euros de deuda. Lo que quedaba decidimos, de acuerdo con el cliente, que lo pagaría en cuotas a 4 años. Finalmente, le quedó una deuda a pagar de 410 euros al mes que iría pagando durante los próximos 4 años. Este pago es siempre acordado y en relación con la capacidad de pago del cliente.

 

acuerdo extrajudicial de pagos 07

 

acuerdo extrajudicial de pagos 02

 

Para conocer más en profundidad tu caso, rellena los datos y nos pondremos en contacto contigo para asesorarte.