-

No puedo pagar mis deudas y no tengo bienes, ¿cuál es la solución?

No puedo pagar mis deudas y no tengo bienes. Esto significa que soy insolvente, es decir, que no puedo hacer frente a mis obligaciones de pago.

Este es el principio básico para acogerse a la Ley de la Segunda Oportunidad. Esta Ley permite que toda persona insolvente pueda renegociar o cancelar sus deudas. Así que esta puede ser la solución perfecta a tus problemas económicos.

No tener bienes ni patrimonio no es ningún impedimento para empezar el procedimiento de la Ley de la Segunda Oportunidad. A continuación te explicamos cuáles son los pasos para conseguir cancelar todas tus deudas y empezar una nueva vida.

¿Qué es la Ley de la Segunda Oportunidad?

La Ley de Segunda Oportunidad es una Ley impulsada por la Unión Europea y aprobada en el año 2015. Esta Ley permite que una persona sobreendeudada pueda renegociar sus deudas, o cancelarlas directamente si la negociación no llega a buen puerto.

Consta de dos fases principales:

  • Una primera fase extrajudicial donde se renegocian las deudas con todas las entidades para reestructurar las deudas y acordar un nuevo plan de pagos. Este plan de pagos se basa en la cancelación de una parte de la deudas. Esta cancelación suele estar alrededor del 50%. La parte restante se acordará pagarse en reducidas cuotas durante los próximos años.
  • La segunda fase judicial solamente se realiza si no se ha llegado a un acuerdo con las entidades en la anterior fase extrajudicial. En esta fase se solicita al juez la cancelación de todas las deudas, el conocido como Beneficio de Exoneración del Pasivo Insatisfecho o BEPI. Si hemos seguido todo el procedimiento debidamente, el juez estará obligado a cancelar todas nuestras deudas.

No puedo pagar mis deudas y no tengo bienes, ¿esto qué implica en la Ley de la Segunda Oportunidad?

Como ya hemos adelantado, esto tan solo significa que somos insolventes y que por lo tanto podemos acogernos a la Ley de la Segunda Oportunidad.

En la primera fase, desde Abogados para tus deudas nos dedicamos a iniciar el procedimiento, solicitar un mediador concursal y entrar en negociaciones con las entidades que reclaman el dinero. En estas negociaciones proponemos el Plan de Pagos siempre de acuerdo con la capacidad de pago de nuestro cliente. Por lo que si la capacidad de pago es muy pequeña, como es normal en estos casos, siempre nos adaptamos a la situación económica de cada persona.

Las entidades y personas que reclaman el dinero están obligadas por Ley a realizar estas negociaciones. Y a menudo conseguimos cerrar estas negociaciones con una quita del 40-50% y una cuota restante a pagar en 5-7 años.

Si finalmente deciden no aceptar nuestra Propuesta de Plan de Pagos, pasamos a solicitar la cancelación de todas las deudas de nuestro cliente. Para hacer esto, debemos primero realizar el concurso consecutivo.

En este concurso se liquidan los bienes acordados del deudor. La deuda restante se elimina, ya que no ha podido ser satisfecha con la liquidación. Es lo que se denomina la Exoneración del Pasivo Insatisfecho, es decir, la eliminación de la deuda que no se ha podido satisfacer con la cesión de bienes de la persona endeudada.

Si no tenemos bienes, en este caso es muy interesante también esta segunda fase, ya que no perderíamos ninguna propiedad y posteriormente se nos cancelarían todas nuestras deudas.

Contacta con nosotros y cancela todas tus deudas

Cancelar tus deudas es posible con la Ley de la Segunda Oportunidad. No importa que no tengas bienes ni patrimonio. Lo tendremos en cuenta a la hora de abordar tu caso y diseñar una estrategia personalizada y acorde a tu situación.

Ponte en contacto con nuestro equipo de abogados expertos con más de 10 años de experiencia y nos pondremos a trabajar para que puedas cancelar todas tus deudas.

Llama al 930 502 305 y te atenderemos de forma gratuita, o rellena el siguiente formulario.

Joan

2

Comentarios

  • Your email address will not be published. Required fields are marked *